UN 25-N SIN CRISTINA Y SIN OTRAS MUCHAS MUJERES

El 25 de noviembre es el día contra la violencia de género que sigue tan presente en el día a día y mata y destroza familias para siempre, como la de Cristina Martín Tesorero, de Mora. Su historia visibiliza bien la tragedia que supone esta violencia. Una nueva ley en Castilla La Mancha avanza en la prevención y en la protección de las víctimas.

 

 

Estrella tiene seis años. Todos los días, cuando anochece, mira al cielo. Su tía le ha contado que la estrella que más brilla es su mamá, que desde ahí arriba la protege y la cuida siempre. “La echa mucho de menos”, explica Pilar Martín Tesorero, la tía materna que se ha hecho cargo de la pequeña desde que mataron a su madre y a quien una juez ha dado la custodia. Hace un año y ocho meses, en Mora, el padre de Estrella mató a su madre de dos puñaladas, una le partió el corazón y otra le atravesó los pulmones. Ella tenía 38 años; él, 44.

 

Desde entonces la niña recibe atención psicológica. “Está triste y hay cosas que sigue teniendo totalmente ligadas a su madre y que no ha podido volver a hacer, por ejemplo un puzzle, que era una cosa que le gustaba hacer por las tardes con mi hermana Cristina. Ella estaba loca con su hija y tenía muchas ganas de vivir”, explica Pilar. El presunto asesino de Cristina, Rafael García Santana, está en la cárcel desde entonces y seguirá allí hasta que se celebre el juicio.

 

En los 12 institutos donde el curso pasado se impartió experimentalmente la asignatura de igualdad, el 100% de los equipos directivos, el 79% de los profesores, el 88% de los alumnos y el 91% de los padres estuvieron satisfechos con la materia

 

Por si la vista se retrasa más de dos años, la Audiencia provincial acaba de prorrogar dos años más la prisión provisional para él por la gravedad de los hechos y por la pena que las cuatro acusaciones solicitan para él: prisión permanente revisable (desde que se aprobó esta medida en 2015 solo se ha aplicado a cuatro personas en España; el presunto asesino de Pioz podría ser el quinto en unos días).

 

Tanto la fiscal, como el abogado de la Junta de Comunidades -personada en la causa- y los letrados que representan a los padres de Cristina por un lado y a su hija y a su hermana por otro han solicitado la máxima pena porque la víctima era una persona especialmente vulnerable. Con una enfermedad rara desde que era muy joven que le afectaba a casi todos sus órganos y la tenía en una silla de ruedas, muy delgada y frágil físicamente (pesaba 40 kgs cuando murió) no tuvo ninguna posibilidad de defenderse cuando su marido le anunció la tarde del 5 de febrero de 2017, en casa, que la iba a matar. Sin más.

 

La nueva ley obliga al Gobierno regional a solicitar de oficio la retirada de la patria potestad a los padres que maten a las madres de sus hijos y reconoce la orfandad absoluta de estos menores

 

Mientras él iba a la cocina a por un cuchillo, Cristina pudo avisar a su hermana por teléfono, pero cuando la guardia civil, alertada por Pilar, se presentó en la vivienda familiar de Mora, ya la había apuñalado y no pudieron salvarla. Rafael García ha reconocido durante la investigación judicial que la mató y cuando le han preguntado por qué, ha contestado “que se le fue la pinza”, explica Pilar. La madre de Cristina estaba delante cuando la apuñaló y, también, el hijo de Pilar, de 16 meses. García Santana los tiró al suelo y dejo a su suegra, enferma de cáncer, medio aturdida cuando trató de frenarle.

 

El presunto asesino de Cristina Martín Tesorero, el pasado 24 de octubre llegando a la Audiencia provincial de Toledo, donde se iba a debatirla prórroga de su prisión provisional.

 

La mujer sufrió un infarto tras el entierro y el pequeño, que escuchó los gritos y los golpes de la guardia civil tratando de derribar la puerta de la casa mientras su abuela intentaba taponar la herida mortal de su hija, estuvo 10 meses sin decir ni una palabra y sigue teniendo pánico a los ruidos y a las aglomeraciones.“Todavía se pone a temblar si ve a mucha gente a la entrada o a la salida del colegio”, explica su madre.

 

Seguir leyendo...