Todo es posible con fantasía

 

 

Hay una fórmula infalible de poder hacer real casi cualquier imposible: la imaginación. Nuestro cerebro crea imágenes mentales, como si fuese una película que vemos, y nos hace creer que estuviese ocurriendo realmente. Esto sirve tanto para hacernos sentir bien, cuando imaginamos cosas gratificantes, como para hacernos sentirnos fatal si imaginamos desgracias. Las fantasías en cualquier aspecto de nuestra vida se convierten en ‘Todo’ ese mundo interior de la imaginación ‘Real’ que nos hacen reaccionar tanto física como psicológicamente. Todo lo que imaginamos, nuestro cerebro lo ve como real y produce una emoción y una reacción.

 

En el sexo las imágenes,

Seguir leyendo...

Últimas publicaciones de Ana Mª Ángel Esteban (Ver todas)