“The Azuqueca Connection” y el comando genovés”

Crónicas desde el frente

A los periodistas no nos queda otra que especular cuando el emisor se niega a aportar pruebas contundentes sobre las venenosas largadas que se pegan ciertos políticos, “low cost”, arreando estopa siempre a la siniestra (la diestra lleva raptada lustros por randas y saqueadores). Y uno que ha estado en muchos frentes mediáticos, con un muestrario de heridas que más quisiera el legía Millán-Astray para él, no rehúye la invitación de meterse en el charco y chapotear en el barro cuan sapo manchego que se siente más feliz que una perdiz.

 

Y ahí ando, intentando saber/especular qué relación existe, que haberla hayla, entre la cuadrilla integrante del “The Azuqueca Connection” y el comando genovés. Este último con célula activa en la bancada “popular” de Gilitos, dispuesta siempre a apretarse el cinturón (la correa ya les saltó por los aires) de explosiva verborrea y detonarlo ante la alucinada perplejidad de los plumillas de Google para deleite del “Niño del Azahón”, que como buen ayatolá miguelete, curtido en la madrasa de Ronda de Buenavista y más listo que los ratones coloraos, le mete goles a lo Palenka a “Jesús del Gran Poder”, más preocupado por el vestuario “emiliense” que por la portería del antiguo convento de los franciscanos descalzos.

 

A lo que vamos. El domingo, 30 de julio, el alcalde de Azuqueca de Henares, José Luis Blanco, muestra su disposición ante un grupo de militantes socialistas de la localidad conquense de San Clemente a ser candidato en las primarias del PSOE de Castilla-La Mancha, a las que también se espera que concurra para revalidar el cargo Emiliano García-Page. Hasta ahí todo muy asambleario, democrático y chachi piruli, pero a buen seguro que Pedro Sánchez debe tener a estas horas unas amigdalitis escrotales si de verdad el regidor Blanco decide subirse a los lomos de su podenco azudense y retar a “Emi El Campeador”, hoy por hoy, única esperanza socialista capaz de mantener el sillón de Fuensalida. A Fernando VII se las ponían peor. A Guillermo Fernández Vara o Ximo Puig les hubiese encantado en sus primarias un bollito como el del Corredor del Henares ¡Ya te digo!

 

Caballero o Mila Tolón, un “susanista” y una “sanchista”, pueden suceder a Page en 2023

 

Al día siguiente de este anunció del otrora militante de IU, partido que siempre ha mantenido una relación apasionada con el PSOE, como pueden refrendar Felipe y Anguita, el comando genovés no perdió ni un minuto y llamó a Cortes a los medios de comunicación. La “neoconrural” Lola Merino se apresuró a echar leña al fuego (incluido el de Yeste), encendido legítimamente por el alcalde Blanco, que, por cierto, tiene su ayuntamiento hecho unos zorros, y por arte de birlibirloque se sacó de la chistera de AMFAR, asociación de mujeres rurales de la que cobra un pastizal, el nombre de Josele Caballero, presidente de la Diputación de Ciudad Real, al que llamó el “tapado” de Pedro Sánchez.

 

¡Manda huevos! Un “susanista” convencido, que apoyó hasta el final a Eduardo Madina contra la voluntad de la Ciudad Imperial que se había decantado por Pedro Sánchez en las primarias de 2014, que a su vez estaba amadrinado por Susana Díaz…Pero ¡alma de cántaro! a quién se le ocurrió tamaña tontuna. ¡Vamos! ni el “think tank” liderado en su momento por el trío del “La-la-la” formado por Leandrito, Urrutia y Chule Camaño, hubieran sido capaces de diseñar una estrategia a lo Donald Trump. No, mujer, Josele no. ¡Pobre Lola! Otra cosa es que hubiera dicho que Josele Caballero está llamado a suceder a Page. Eso sí. Los socialistas pueden ser cainitas, pero de tontos tienen lo justo, y saben que en 2023 sólo (salvo cataclismo) Caballero o Mila Tolón, un “susanista” y una “sanchista”, pueden liderar el partido y ser cabeza de cartel electoral, toda vez que García-Page habrá concluido su periplo regional castellano-manchego.

 

Así que los chicos y las chicas de la cuadrilla “The Azuqueca Connection” tendrán que esperar a renovar el fondo de armario socialista. Aunque un “fontanero” de Santa María la Blanca me ha dicho que la conexión azudense es un genial invento de “Jesús del Gran Poder” para fortalecer, aún más si cabe, la imagen de “Emi El Campeador”. No es mala teoría.