No salimos de pobres

Dicen las estadísticas oficiales que la riqueza de Castilla-La Mancha creció en 2018 un 2’8%, un buen ritmo que apenas ha tenido impacto en la población en riesgo de pobreza, que descendió un 0’5%. Diez de cada cien ciudadanos sobreviven con menos de 380 euros al mes; un 33’4% ingresa menos de 632 euros mensuales y más del 50% tienen ingresos inferiores a los 1.000 euros al mes. Hay menos paro, pero más trabajadores pobres. La desigualdad avanza.

 

La desigualdad gana terreno en Castilla-La Mancha.

 

Hablemos de dinero, que es lo que en nuestra sociedad de consumo determina el grado de riqueza y pobreza de los ciudadanos. ¿Cómo estamos de dinero en Castilla-La Mancha? Bien según los macrodatos, que dicen que en 2018 el PIB (Producto Interior Bruto) per cápita creció en Castilla-La Mancha un 4’2%, situando los ingresos anuales por persona en una media de 20.645 euros (la cifra más alta en los últimos 25 años).

 

Pero si descendemos al bolsillo real del ciudadano salen otras cuentas: la renta por unidad de consumo es de 14.305 euros al año. Eso, en cuanto a la media, porque el 50’2% de los castellano-manchegos ingresa menos de 1.000 euros al mes. En riesgo de pobreza y exclusión social están 678.410 personas, el 33’5% del total de la población, con ingresos están por debajo de los 7.587 euros al año (632 euros al mes). Sufren pobreza severa 143.000, que sobreviven con menos de 370 euros/mes; por otro lado,146.000 padecen privaciones materiales severas (pobreza energética, deficiente alimentación, imposibilidad de irse de vacaciones, etc.), son 56.000 más que en 2017.

 

Seguir leyendo...

    

Prado López Galán

Latest posts by Prado López Galán (see all)