José Manuel Molina se ratifica en su declaración por el caso de la basura de Toledo

José Manuel Molina a su llegada al juzgado de instrucción nº 3

 

José Manuel Molina García, ex alcalde de Toledo del PP, ha reiterado ante el titular del juzgado de instrucción número 3 de Toledo, las declaraciones que ya hiciera ante el juez Ruz, instructor en la audiencia nacional de la trama Gurtel, hace dos años y medios. Al menos eso es lo que Molina ha declarado a la salida del juzgado y ha añadido que no tiene nada que ocultar y que su “mayor patrimonio es personal” afirmando que “nunca se ha llevado una comisión de nada”.

 

Los ex tenientes de alcalde de Toledo, Lamberto García Pineda y Fernando Sanz, a la salida de la declaración por el caso de las basuras de Toledo.

 

Con anterioridad a Molina han declarado quienes fueran miembros de la comisión de gobierno del ayuntamiento que este presidía, el ex teniente de alcalde, Lamberto García Pinedo, y el ex concejal Fernando Sanz. Ninguno de los dos quiso hacer declaraciones a la salida, tan solo que «había ido bien» y remitian a los periodistas a la salida posterior de Molina.

 

Los tres interrogados han llegado por separado, Fernando Sanz una hora antes de lo previsto ha sido el primero. Sobre la hora en que habían sido citados llegó Lamberto García con su abogado y posteriormente con un cierto retraso y en solitario, su abogado le esperaba dentro, José Manuel Molina.

 

Los tres, junto a los ex concejales María José Rivas, Fernando Fernández, Mari Paz Ruiz y Fernando Cirujano que declararán el próximo 1 de marzo, están siendo investigados por un presunto delito de prevaricación en la concesión y posterior incremento económico de más de 11 millones de euros del contrato de limpieza de Toledo para diez años con la empresa Sufi, filial de Sacyr.

 

La investigación surge a raíz de que el ex tesorero del Partido Popular, Luis Bárcenas, asegurara ante el juez Ruz en la Audiencia Nacional que ha raíz de ese contrato el entonces presidente de Sacyr, Luis del Rivero, también investigado en esta causa, facilitó 200.000 euros al PP de Castilla-La Mancha para la campaña electoral de María Dolores de Cospedal a la presidencia del gobierno regional. Junto a la declaración Bárcenas aportó un recibí en el que el gerente del PP de Castilla-La Mancha, José Ángel Cañas, decía haber recibido de manos de Bárcenas 200.000 euros. Posteriormente Cañas, abogado de formación y que también está siendo investigado, negó haber recibido dinero alguno y dijo haber firmado el recibí por miedo a ser despedido por Bárcenas que entonces era su jefe.

 

Tino Moraleda, ex cuñado y socio de José Manuel Molina, al que acusa de estafa y apropiación indebida.

 

Se da la circunstancia de que José Manuel Molina, que tuvo que venir de la República Democrática del Congo, donde ostenta el cargo de canciller de España, aprovechó también para declarar en la querella que por estafa y apropiación indebida le presentó el que fuera su cuñado y socio en una empresa de jardinería, Tino Moraleda. El asunto lleva varios años en los tribunales y José Manuel Molina ya ha tenido una resolución favorable al dictar el juez el archivo provisional de la acusación que Tino Moraleda le hacía de haber falsificado su firma. Una sentencia recurrida ante la audiencia provincial.