‘Implicate’ contra la violencia machista

20 de julio de 2020.

 

 

 

La violencia de género es un problema y una responsabilidad de todos. En esa idea se basa la nueva campaña contra la violencia machista que la consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno regional, Blanca Fernández, ha presentado esta mañana.

 

Se trata, ha explicado, de “una campaña dura, un golpe a la conciencia individual y colectiva para que visibilicemos en toda su crudeza las terribles consecuencias que puede tener mirar para otro lado. Queremos remover conciencias, no dejar indiferente a nadie porque la indiferencia puede ser una gran aliada de la violencia de género”.

 

 

Una de las principales batallas que hay que abordar, ha señalado la consejera, es la de «la desensibilización de parte de la sociedad frente a este problema que provoca tanto dolor y sufrimiento evitable. Corremos el riesgo de que parte de la sociedad dé por hecho que siempre va a haber víctimas mortales y que no podemos hacer nada para evitarlo. Al contrario, se puede, se debe y para ello es indispensable la implicación del conjunto de la sociedad”.

 

Lo recordaba también esta misma mañana la Plataforma 8M Toledo con dos ejemplos: «Este fin de semana en nuestra ciudad dos casos, uno en el Casco y otro en el barrio de Santa Bárbara, en los que la policía ha tenido que actuar, es solo la punta del iceberg, muchas aún no han encontrado la manera de dejar el confinamiento y siguen sometidas a ese control que tanto les ha beneficiado a ellos».

«Es clave la implicación de todos, si echáis de menos alguna amiga o alguna mujer de vuestro entorno, hacer lo posible por acercaros a verla, llamarla y ver porque no sale ya a comprar, al parque, a pasear… La violencia machista terminará en el momento en que nos encuentren a toda la sociedad enfrente, no mires para otro lado».

 

La consejera de Igualdad, ha indicato también durante la presentación de la campaña a aquellos que se muestran escépticos con las medidas y el dinero que las administraciones gastan en prevención, en los datos que confirman la reducción de la violencia machista desde que se aplican, si bien la modificación de conductas es siempre a medio-largo plazo.

 

 

Un dato a tener en cuenta significativo: entre 2003 -primer año desde que hay registros- hasta 2010, ambos incluidos, la media anual de asesinatos en España fue de 68. Entre 2011 a 2019, esta cifra bajó a 54. “Está claro que queda muchísimo por hacer, un solo asesinato es demasiado, pero poco a poco vamos consiguiendo reducir las cifras del horror y esto nos indica que las leyes y las medidas de sensibilización funcionan”, decía Blanca Fernández.

 

La protección en Castilla La Mancha

 

El Gobierno de Castila-La Mancha dedica 5,6 millones de euros a ayudar a las víctimas de violencia de género y prevenir las conductas machistas que terminan en ella. Con ese dinero se mantienen los 14 centros que forman la red de recursos de acogida, más el recurso extraordinario abierto con motivo de la pandemia (4,5 millones).

 

También las ayudas directas a mujeres víctimas para que puedan salir del entorno de la violencia y empezar una nueva vida y que suman cerca de 550.000 euros (ayudas a la salida de los recursos de acogida, ayudas al alquiler, de solidaridad, sociales, ayudas para menores huérfanos y familiares dependientes, pisos tutelados y becas universitarias ‘Leonor Serrano’).

 

O en programas como el de asistencia psicológica a menores, el programa ‘Contigo’ de atención psicológica a mujeres víctimas de abusos y/o agresiones sexuales a los que se destinan más de 300.000 euros. En junio se puso en marcha un programa de intervención social, novedoso en España, que está dotado con más de 300.000 euros para atender a mujeres víctimas de explotación sexual, reconocidas como víctimas de violencia de género de forma pionera en la Ley para una Sociedad Libre de Violencia de Género de Castilla- La Mancha.

 

“Si somos capaces de seguir por esta senda y conseguimos que la población más joven interiorice la igualdad como un valor esencial de la convivencia entre mujeres y hombres, en un par de generaciones podríamos haber acabado con este problema tan arraigado en nuestra sociedad. Ellas y ellos son nuestra mejor esperanza para un mañana libre de violencia machista”, decía Blanca Fernández durante la presentación de esta campaña.

 

Seguir leyendo… »