Castilla-La Mancha versus Cataluña

La asociación de Municipios Ribereños de Entrepeñas y Buendía ha denunciado cómo en Valencia las plantas desaladoras que se construyeron y que costaron 200 millones de euros no se han puesto en funcionamiento y en Murcia está a medio gas, por culpa de lo cual se van a tener que devolver 90 millones de euros a Europa, con los que habían subvencionado estas infraestructuras.

Seguir leyendo...