ANTONIO LÓPEZ MARTÍNEZ,”EN MI CABEZA NO ESTÁ VOLVER A DIRIGIR NADA”

Antonio López,diputado provincial de Ciudadanos en Toledo.

 

Una cualidad no le niegan a Antonio López sus rivales políticos, la de ser un luchador. Forjado en muchas batallas políticas, fue pieza clave en la formación de Ciudadanos en la región, del que fue su primer coordinador en Castilla-La Mancha, a partir de la Unión de Ciudadanos Independientes (UCIN) que promovió cuando coordinaba este partido regional. Enormes críticas, especialmente de la prensa conservadora, le han provocado su negativa a apoyar al PP de Toledo para presidir la Diputación provincial, en la que él es el único diputado con que cuenta Ciudadanos. Aún así dice que cada día que pasa se reafirma más en que hizo lo correcto.

 

En los últimos meses su lucha ha sido con un enemigo aún peor, al que está convencido que también va a vencer: un tumor en la vejiga, órgano del que ya había sido operado con anterioridad.

 

Está pasando una racha mala, de esas que necesariamente relativizan todos los problemas salvo el de la salud.

 

Ha sido un palo. Yo estaba operado de un problema

 

en la vejiga, pero no de un tumor cancerígeno. Pasando revisiones detectaron que en el trozo que quedaba de vejiga tenía un tumor. Me quedé un poco paralizado pensando en los proyectos que tenía y en cómo continuarlos; pero desde el principio me dije que tenía que salir de esto y lo estoy haciendo siguiendo las instrucciones de los médicos. Después de haber pasado casi seis meses estoy bastante contento porque la situación es favorable y parece ser que vamos en la buena dirección para poder con la dolencia. El tratamiento que me están poniendo es el adecuado y se ha reducido muy deprisa el problema tumoral que tengo. Así que a seguir trabajando, sabiendo que tengo un problema grave de salud. Yo he ganado muchas batallas, sé que esta es la más difícil de toda mi vida y creo que la ganaré también. La ciencia, la medicina, ha avanzado mucho en esto y si estamos en un 50% las personas que se salvan de esta enfermedad, espero estar yo en esa mitad para seguir trabajando en el día a día que es lo que me gusta.

 

¿A pesar de la quimioterapia ha seguido yendo a la Diputación?

 

Sí, aunque no con la misma asiduidad pues después de cada sesión estaba dos o tres días sin aparecer por aquí; pero después he estado viniendo un día sí y otro no, según me encontraba. La verdad es que no he tenido una gran dificultad para venir y ahora, desde que dejaron de darme la quimioterapia más agresiva, estoy mucho mejor. Me quedan unos meses de mantenimiento y me encuentro con muchas ganas de venir al trabajo y así lo seguiré haciendo mientras esto me lo permita. Y creo que así va a ser porque de verdad que voy por el buen camino.

 

“He ganado muchas batallas, sé que esta es la más difícil de toda mi vida y creo que la ganaré también”. El diputado provincial de Ciudadanos lleva 6 meses sometido a un tratamiento de quimioterapia.

 

¿Cómo ha seguido el Congreso nacional de su partido?

 

Desde casa, no he tenido otra posibilidad. No me presenté para compromisario, mi situación era un poco compleja y no es que no tuviera el ánimo ni las ganas, pero era imposible, había días que incluso me coincidían con las sesiones de quimioterapia.

 

Dentro de las sensibilidades que hay en Ciudadanos a usted se le sitúa en la socialdemocracia, justo la que ha desaparecido en el Congreso a favor del liberalismo.

 

Justo lo que ha abandonado y a mí no me ha gustado. Esa idea la vivíamos muchos de los que llegamos a Ciudadanos. Al final la decisión mayoritaria ha sido ese cambio y hay que respetarlo. El trabajo que hace una organización se mira por el que cada día se hace por los ciudadanos, pero el que está tiene que seguir las directrices que marca el partido y lo que ha marcado ha sido esto y hay que aceptarlo, independientemente de que a unos nos guste más o menos. Hay muchos socialdemócratas en el partido que no han estado de acuerdo; pero tenemos que seguir trabajando dentro de él.

 

El día que hacemos esta entrevista conocemos las declaraciones del coordinador nacional del PP de que no se van a respetar los acuerdos con Ciudadanos.

 

Sinceramente nunca pensé que fueran a respetarlo. Con los problemas que tienen dentro (en materia de corrupción) era muy difícil que mantuvieran los acuerdos firmados con Ciudadanos, porque empezarían a desaparecer la mayoría de los dirigentes del PP. No sé que piensan en el PP que son los acuerdos, cuando se firman es para cumplirlos y si hay que modificarlos tendrán que ser ambas partes.

 

¿Ese tipo de declaraciones le reafirman en la postura que adoptó en la Diputación de Toledo de impedir que gobernara el PP?

 

Totalmente. Es alarmante que para los diputados y dirigente del PP siempre que hay algún problema en un pueblo hablen de Antonio López y de Ciudadanos como responsable. Lo que ocurre a nivel nacional me reafirma con todo lo que ha venido sucediendo en la provincia de Toledo.

 

En la diputación de Guadalajara ocurre todo lo contrario. Allí es la ex diputada de Ciudadanos la que parece acercarse al PP.

 

El acuerdo de Guadalajara fue similar a éste, nada más que allí fue con el PP y aquí con el PSOE. A mí tampoco me daba confianza en aquellos momentos apoyar el PP en Guadalajara con la política que habían hecho; pero fue un asunto que llevaron otros compañeros. Ahora la diputada nuestra dice que ha tenido presiones de la dirección del partido para hacer cosas que no habían sido acordadas y que por eso lo deja sin abandonar el acta de diputada. Sigue apoyando al PP.

 

¿Cree que la han hecho algún ofrecimiento desde el Partido Popular? 

 

No lo sé, hace mucho que no hablo con Yolanda. Yo la propuse para diputada, creo que ha hecho un buen trabajo para ser solo un diputado el que tenía Ciudadanos, visitando pueblos incluso en los que no tenemos representación. Ha sido de un valor impresionante. Lo que le haya pasado estos meses en los que yo he estado fuera de circulación lo desconozco, solo las noticias que me llegan de lo que ha dicho, que tenía una gran presión de la dirección del partido y se ha marchado.

 

 ¿Qué opina de que Cospedal se presente a un cargo más en el congreso?

 

Toda la carga la va a llevar el PP, que es quien elige a sus dirigentes. No voy a entrar en quién eligen, aunque ellos son muy dados a criticar. La verdad es que son muchas cosas para una persona, aunque tenga mucha capacidad, que lo mismo la tiene esta señora. Ser ministra de Defensa, que debe de ser una tarea importante, al menos así lo creo, más luego diputada y llevar el partido a nivel nacional y en Castilla-La Mancha o delega y no se entera o va a tener muchos problemas. Pero en fin, respeto mucho al PP en este sentido y si entienden que no tienen personas capacitadas para dirigir el partido y lo tiene que llevar quien tiene cuatro cargos, pues adelante con ello.

 

“Nunca pensé que el PP fuera a respetar el acuerdo con Ciudadanos con los problemas que tienen” (en materia de corrupción)

 

Usted fue coordinador regional. ¿Es una etapa superada o podría intentar volver?

 

En estos momentos no está en mis pensamientos, esa etapa pasó. Yo construí el partido junto a alguna otra persona, tenemos pequeñas estructuras en muchos lugares de la región. Dimití en mayo, viendo el proceso que había cuando las elecciones y el problema que había con las listas, y ahora son otros compañeros los que deben de tirar del partido, mi apoyo lo van a tener si me lo piden. En mi cabeza no está volver a dirigir nada ni a nivel provincial ni regional.

 

Ustedes han perdido visibilidad.

 

Es verdad que hasta mayo del 2016, cuando yo dimito, teníamos mucha actividad, todos los días Ciudadanos aparecía en los medios de comunicación por alguna cosa. Ahora es verdad que ha perdido un poco de protagonismo. Entonces conseguimos una cosa impensable, tres diputados en tres provincias de Castilla-La Mancha, lo que para nosotros fue un gran éxito. Lo que me entristece es que a los pocos meses perdiéramos los tres diputados y en el camino a algún cargo por desavenencias con la dirección. Creo que nosotros dejamos al partido en una escalada buena para continuar y hemos tenido en los últimos meses un pequeño retroceso.

 

El día que se realiza esta entrevista se conoce una nueva autorización para trasvasar 20 hectómetros cúbicos de agua del Tajo al Segura. ¿Ciudadanos tiene una postura clara en esto?

 

Al final quien vive los hechos son los políticos que están en la provincia o en la región donde se dan los casos. Yo soy una persona que me considero solidaria y me gustaría que hubiera un arreglo total y absoluto y que se dieran las circunstancias, que hubiera agua, para que se concedieran los trasvases que fueran necesarios; pero cuando no la hay es muy difícil tirar de ella. Los dirigentes de Ciudadanos, a nivel nacional digo, debían de vivir la situación del concejal de Toledo cuando le preguntan por qué apoyan esto o no. Ciudadanos debe clarificar su postura en este tema y marcar por dónde se debe de ir.

 

 Se ha anunciado una nueva redacción del Estatuto de autonomía y la Ley electoral será un punto importante de debate. ¿Cuál es su postura?

 

Yo fui a la primera reunión sobre este asunto con el Gobierno, antes de dimitir. Ahora lo llevan otros compañeros. A nosotros esa primera propuesta nos pareció bien. La única diferencia que había era sobre el número de diputados; pero desde luego pensábamos y seguimos así que el voto de Guadalajara tiene que valer lo mismo que el de Toledo. Lo que no puede volver a ocurrir es que un partido que obtiene 94 mil votos, como nos ocurrió, se quede sin diputados. Eso hay que cambiarlo.

 

En la diputación de Toledo ¿se han acabado ya las comisiones de investigación?

 

En la Diputación la única comisión de investigación fue la que solicitó Ciudadanos y que se llevó a cabo con mucho éxito. Nosotros no la montamos para meter a nadie en la cárcel, sino para tratar de corregir defectos importantes que existían y ya corregimos algunos. Lo primero fue que demostramos que esos pisos habían sido utilizados de manera particular por el ex presidente y algunos amigos, incluso para fiestas, y al final se le reprobó en un pleno, que ya es mucho para una persona que ha estado de presidente. Lo más importante de esa comisión es que hoy estamos utilizando los pisos para personas que tienen necesidades, familias con niños con cáncer que tienen que estar en Toledo 15 días, y que ahora no les está costando nada poder hospedarse. Esos pisos deben de ser para causas como estas y no para el uso que le dio el PP. Las otras dos comisiones que se preveían hacer eran la de la finca del Borril, para esclarecer el asunto de las vacas bravas, y la otra sobre Vascos y el célebre barco. La realidad es que no hay ninguna, la única que se hizo fue la solicitada por Ciudadanos.

 

Y con respecto a la provincia, ¿Cómo ve la actuación de la Diputación?

Aquí estamos acostumbrados al 75 – 25%. Gobiernas tú, pues el 75% para ti y el 25% para el otro. Desde el principio dijimos que queríamos un reparto equitativo, hasta ahora no se ha conseguido aunque algunas cosas sí. Ciudadanos ha solicitado una mesa donde todos los grupos políticos podamos llegar a un acuerdo para 100 años. Y no que el dinero que llegue a los municipios dependa de quien gobierna en cada momento. Esa mesa se va a hacer porque tanto IU como Ciudadanos así lo queremos y en esa mesa se va a llegar a un acuerdo para que se haga un reparto justo del dinero. Y que los convenios con los pueblos también sean justos y de necesidad.

 

¿No es un poco optimista? Eso se puede conseguir, pero no para 100 años. En cuanto alguien llegue con mayoría absoluta, se acabó.

 

Vale; pero es lo que se debería de hacer y el compromiso que tenemos que firmar todos los partidos. La Diputación ha cambiado mucho al no contar con mayoría absoluta el gobierno, ahora te llaman a menudo para ver cómo se hacen las cosas. Dios quiera que ese cambio que se produjo en 2015 pueda continuar.